sábado, 16 de octubre de 2010

Los Planetas, Madrid 15/10/10

Parece mentira que esta sea la primera vez que vaya a hablar de un concierto de Los Planetas en este blog. Los Planetas son de lejos el grupo que más veces he visto en directo (a bote pronto unas 20 veces), en festivales, en salas grandes, en salas pequeñas...
De hecho, muchas de las historietas de abuelete que tengo alrededor de festivales y conciertos giran alrededor de Los Planetas. Como aquella vez en el Esparrago Rock en Jerez en la que nos aguantamos (físicamente) mutuamente Jota y yo de lo ciegos que íbamos. O aquella otra en Mambo en Valladolid en la que salieron a ver a sus teloneros (Sr. Chinarro) y me metí entre ellos y acabé hablando un buen rato con May. La verdad es que hay alguna más, pero lo dejaré para otro día.
Bueno, pues a pesar de todos esos momentos que hemos pasado juntos, Los Planetas se olvidaron de invitarnos a la zona VIP (ed: seguro que ahora se arrepienten de haberlo hecho Ash) y tuvimos que codearnos (y nunca mejor dicho) con las 2500 personas que llenaban la Sala Riviera ayer
La verdad que esto nos jodió un poco el concierto. Lo de la entrada vip era broma, pero lo de codearnos no. Resulta que la base de fans de Los Planetas ha ido cambiando a lo largo de los años. Supongo que de la misma forma que ha ido cambiando lo que significa ser indie. Me da la sensación que Los Planetas son ahora una especie de casilla que tienes que rellenar si quieres ser un verdadero y gafapastoso indie. Espero que no sean todos como el grupo de histéricas que nos tocó soportar justo al lado. Me pisaron, me tiraron varias cervezas encima, y cuando me quejé, me llamaron gilipollas y que si no me había dado cuenta que estaba en un concierto... Pero es que además, más que un concierto, parecía un karaoke. Está claro que mola cantar con el grupo, y todos lo hacemos. Pero de ahí a que parezca un concurso de quién es más fan y quién se sabe más canciones...
La verdad es que quitando eso, es uno de los mejores conciertos que he visto de Los Planetas. Obviamente se puede discutir sobre el setlist (ahora hablaremos de eso), pero en cuanto a calidad de sonido, ha sido uno de los mejores que he visto. La voz de Jota se oía claramente (se puede también discutir si eso es bueno o malo), y salvo en algunos temas que el organillo se adueñó de algunos temas de la primera parte, los instrumentos sonaron en general en su sitio
Los Planetas empezaron como no podía ser de otra manera con La llave de oro, tema con el que abren su Una ópera egipcia y que le sirvió a Jota para abrir Guía del viajero planetario
Y justo después, y claramente con la voz fría, pudimos comprobar lo bien que se oía la voz de Jota ayer en la Riviera mientras destrozaba Una corona de estrellas.
Empezaron fríos ayer, y no fue hasta Señora de las alturas (para mí el mejor tema de este disco) cuando Los Planetas se pusieron a tono.
Después ya siguieron entonados mientras seguían centrados en su último disco (aunque también metieron algún tema de su anterior disco La leyenda del espacio (del mismo palo que este último), como mi tema favorito de ese disco, Alegrías del incendio
El momento álgido para muchos (no desde luego para mí) es cuando salió Ariadna de Punsetes a cantar junto con Jota el tema pimpinilesco No sé cómo te atreves (en el disco con La Bienquerida)
Y por estos derroteros siguió la primera parte del concierto. Ahí pararon (lo hicieron otras dos veces), y empezó un concierto nuevo. De hecho, se fueron hasta el Super 8 para tocar La caja del diablo y dejar claro que ahora iban a tocar temas de su época pre-flamenca
Ayer me acordaba de todas las entrevistas que les hacían hace años en las que siempre salía la pregunta de porqué siendo de Granada, no tocaban nada más cercano a sus "raíces". Quizá de tanto insistir les convencieron, no sé. En todo caso, no lo critico, me parece un experimento muy interesante, aunque puede gustar más o menos. A mí este disco me ha interesado más después de escuchar la Guía del viajero planetario, escuchar a Jota explicar de dónde vienen las canciones me ayudó a entender mejor el disco
Volviendo al concierto, después de La caja del diablo, ya repasaron muchos de los hits de sus posteriores discos para regocijo del respetable, que aunque sorprendentemente en su gran parte, disfrutó mucho de la parte flamenca, creo que era esto lo que realmente estaba esperando. Como siempre, incluyeron alguna canción no tan hit como el resto (en este caso fue Rey Sombra), pero luego no se dejaron casi ninguno de sus éxitos más populares
Como dije al principio, no recuerdo un concierto de Los Planetas con un sonido tan bueno (aunque hay que decir que tampoco fue espectacular), por lo que escuchar todos esos temas en directo, por fin con un sonido aceptable, fue una verdadera gozada

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada